James en la distancia

julio 22, 2008 at 4:34 am (Uncategorized)

James, Hey Ma
Después de tener un gran éxito con el sencillo “I Know What I’m Here For”, de su disco anterior Millionaires, esta banda británica, que había estado muy calladita, regresa con nuevo material, definitivamente no tan fácil como el anterior.
Con ritmos menos bailables y más atmosféricos, el disco abre con la espléndida “Bubbles”, que es todo un canto a la vida. Las canciones siguen en ese mismo deseo de escape, sonando a espacios abiertos, como “Waterfall”, y hasta “Oh My Heart”, con la voz anhelante y peculiar de Tim Booth, que nos rinde ante sus ganas de viajar al otro lado de la ya mencionada waterfall…
El problema que tiene el disco es que al llegar a la mitad, las canciones se pierden en su propia calidad, destacando solamente “Upside”, y si acaso “Whiteboy”. Eso no quiere decir, en ningún momento, que las canciones sean malas: simplemente acaban siendo parecidas y se pierden, dejando en claro que estamos frente a un trabajo de calidad, pero no frente a un clásico. Es un buen regreso para la banda de Tim Booth, y se disfruta enormemente al comienzo, pero nada más. Quizá habrá que esperar a que carguen todas sus energías.

 

Satisfaction: 77%
Recomendaciones:

-Fans de James: la banda está de vuelta. Vayan a su tienda de discos más cercana.
-Si escuchaste “I Know What I’m Here For”, o hasta el Millionaires completo, sería buena idea que bajaras varias canciones. Ya la decisión sobre adquirir el disco será tuya.
-También dejo la decisión a quienes consideran que el Laid es el mejor disco. Sería bueno quizá quemarlo y luego ya decidir si el original vale la pena.
-Las canciones que he mencionado aquí son buenas si quieres conocer a la banda…
-Pero si no te interesa, pues… ¿qué haces aquí?

Anuncios

Permalink Dejar un comentario

Lo amargo sabe bien

julio 11, 2008 at 2:01 am (reseñas)

 
Alanis Morissette, Flavors of Entanglement (Deluxe Edition)

 

Las críticas se dividieron en el álbum anterior, el So-Called Chaos: algunos lo consideraron un disco maduro; algunos blando y sin mucho que ofrecer, con un sonido pop que parecía no ser el adecuado de esta canadiense, quien se ganó al público con su furia. Pues bien, este disco es el regreso de las heridas del desamor, y la perfección del pop criticado de su trabajo anterior; Alanis incluso echa mano de los beats electrónicos. Aunque he de decir que hay canciones tan basadas en estos beats que, la verdad sea dicha, sacan un poco de onda (“Straitjacket” y “Moratorium”).
Estas canciones comparten disco con baladas mayormente llevadas al piano y profundamente sentidas (Alanis siempre se ha distinguido por su sinceridad verbosa) destacando “Torch”, suficiente para romper un corazón. También hay rock, como en “Citizen of the Planet” y “Versions of Violence”, y la fórmula que tan bien le funcionó en su (hasta ahorita inigualable) debut, el Jagged Little Pill: la canción rock-pop que sigue teniendo su máximo representante en “Ironic”, y que en este disco aparece con “Incomplete” y el sencillo, “Underneath”.
Sin embargo, eso no es todo: en mis manos tengo la edición de lujo, con cinco canciones más en otro disco. Aunque esta edición no sea necesaria para el disfrute del disco, también me corresponde hablar de ella.
Lo que tenemos en este pequeño añadido es a Alanis cantando lo que suena como pop más orgánico y elaborado, y lo que sorprende es una canción llamada “On The Tequila” que hasta podría bailarse. También este disco contiene una delicia: la suave y lánguida “Orchid”, que es absolutamente una maravilla.
En conclusión, se podría decir que es un disco que reúne todo lo que la Morissette ha aprendido a través de los años y de sus trabajos anteriores y nos dice que nunca aprenderemos lo suficiente a la hora de amar y/o de sufrir. No será el Jagged…, pero no decepciona.
Satisfaction: 85%
Recomendaciones:

-Fans de Alanis como yo, a ponerle las manos encima. Las quejas que adoramos han vuelto.
-No importa si sólo te gustó un álbum de Alanis en especial: como ya dije, este disco reúne una mezcla de sus ritmos a través de los años. Sin embargo, quizá no sea necesaria la edición de lujo para ti.
-Si no tienen idea de quién diablos es Alanis Morissette pero ya les latió “Underneath”, el disco completo les va a gustar. Sin embargo, no creo que tengan que hacer el gasto de la edición de lujo.
-¿Que Alanis es una angry vagina? Ok, el disco no es para ti. Ja, lo peor es que quizá el feliz So-Called Chaos te guste. ¡Y eso que es de la misma cantante!

Permalink Dejar un comentario